Aeris sugiere mejoras en el sistema de control migratorio

Andrés Castro | acastro@elsoldeoccidente.com

Alajuela. Las filas en el Aeropuerto Internacional Juan Santamaría eran interminables el pasado 3 de enero, a tal punto que atravesaron el lobby. Situación que se ha repetido en múltiples ocasiones desde septiembre del 2017.

¿Será que el aeropuerto se queda corto para la cantidad de pasajeros que ingresan o salen al país? esta ha sido la pregunta de los miles de usuarios afectados, para la cual existe una respuesta y es “no”.

Según informó Aeris Holding Costa Rica, esta situación se debió a la caída del sistema de la Dirección General de Migración y Extranjería (DGME).  Este es el décimo fallo desde la implementación de nuevos controles (26 de septiembre del 2017) para entrar o salir del país.

“El Aeropuerto Internacional Juan Santamaría tiene la capacidad para afrontar los flujos de esta temporada, sin embargo, con el ánimo de potenciar alternativas de solución, consideramos necesario que el sistema de Migración pueda operar sin conexión (off -line) y tener redundancia con la conectividad de datos hacia el sistema del Poder Judicial e Interpol”, sugirió Rafael Mencía, director ejecutivo de Aeris.