Un buen repello se hace con productos de calidad

Es común ver aun hoy en día, y en especial en zonas rurales cientos de hogares construidos de forma “artesanal” en donde a las paredes y columnas suele aplicárseles técnicas como el repellado para darle un mejor acabado y por qué no mayor estabilidad. Sin embargo, si no se utiliza la técnica adecuada puede no dar los resultados esperados y convertirse en un dolor de cabeza. Errores comunes van desde picar muy profundo la superficie en donde se aplicará el mortero hasta simplemente la utilización de mucha agua o productos de baja calidad. El mortero es la “substancia” que se aplica a la superficie para repellar y por lo general consiste de la mezcla de cemento, arena y agua; sin embargo actualmente existen productos ya elaborados para dicho fin.
En Maderas San Carlos se puede encontrar un nuevo producto de gran calidad para trabajos en repellado. El mortero “Repemax Capa Gruesa” es un producto cementicio de gran trabajabilidad modificado con polímeros, fibra y aditivos de calidad formulado para repellar capas gruesas de 5 mm hasta 20 mm de espesor sobre superficies de mampostería y concreto en exteriores e interiores. Entre las ventajas de este producto sobresalen: produce una superficie fina, reduce el fisuramiento y aumenta resistencia a la flexión y tensión, excelente adherencia y calidad constante al ser una mezcla predosificada por lo que solo requiere agua para su preparación y aplicación.
Modo de Empleo. Se debe agregar agua al mortero hasta conseguir una textura plástica y homogénea, se deja reposar por unos 5 minutos y se bate una vez más antes de usar. Para aplicar el producto, puede utilizar llana metálica o una cuchara de albañilería en un espesor de 5 mm a 20 mm en las guías o maestras previamente instaladas (24 horas antes). Luego, se debe nivelar con un codal de aluminio mientras el mortero esté trabajable y una vez que se sienta ligeramente seco, se debe dar acabado con una llana de goma, metálica lisa o plancha de madera. Finalmente, se debe cubrir de la lluvia si es el caso, y curar el día siguiente de su colocación por 72 horas.
Recomendaciones. Como se mencionó anteriormente, el exceso de agua puede disminuir la calidad de la mezcla así que se debe tener cuidado, además tanto la superficie como el producto deben estar frescos en el momento de aplicación, cuando coloque la primera capa espere al menos 24 horas para la segunda. Un saco de 40 kg de Repemax produce aproximadamente 20 litros de mortero, pero su rendimiento depende de la porosidad de la superficie donde se aplique.
Para mayor información puede comunicarse a Maderas San Carlos a los teléfonos 2452-1919 o 2453-8383.